lunes, 12 de septiembre de 2011

Con nuestros hijos: Imaginación



I M A G I N A C I Ó N

Supongo que muchos os habréis emocionado al ver este fenomenal anuncio de Casa Tarradellas. Me parece una iniciativa brillante basada en la recuperar algunos de los valores que teníamos en nuestra infancia.
El anuncio trata temas como la adolescencia, la convivencia entre hermanos y hermanas, así como la educación por parte de los abuelos. La familia que aparece en el anuncio podría ser cualquier familia normal que conozcamos. Seguro que muchos os plantearéis en este punto, una "pega" que puede aparecer en muchos de nosotros y es la siguente: "Nosotros no tenemos esa excepcional casa de campo". Es aquí dónde aparece la
IMAGINACIÓN. Igual no tenemos casa de campo, igual no tenemos ese fascinante vespino naranja que poder reparar, igual no tenemos ese prado dónde poder jugar... Pero seguro que tenemos muchas otras cosas con las que jugar con nuestos hijos. A veces, ya sea por falta de tiempo o por comodidad, premiamos a nuestros hijos con un regalo material. Si nos fijamos, la euforia inicial de "que guay el Buzzlightyear que me has comprado" acaba con el muñequito tirado por la habitación sin hacerle caso. Además no estamos fomentando ninguno de los valores deseables para con nuestros hijos. El detalle del anuncio del abuelo arreglando el vespino junto a su nieto puede inculcar varios valores, como el esfuerzo, el valorar las cosas aunque estén usadas y viejas, el trabajo colaborativo, etc.
En estos tiempos que corren dónde vemos nuestros hijos "enganchados" a las nuevas tecnologías, es muy bueno volver a los orígenes, volver al juego. Sin quitarle mérito ni valor a las nuevas tecnologías que ofrecen herramientas muy buenas para todos, también es cierto que se pierden algunas cosas del juego clásico. Estos videojuegos suelen ser individuales y fomentan la competitividad pero no el juego en equipo. La sociabilidad de nuestros hijos sufre mucho con estos juegos. El recuperar juegos "de toda la vida" sería un proyecto muy a tener en cuenta. En este anuncio se ve como el niño en edad adolescente (o pre-adolescente) se aísla de sus familiares y piensa que los juegos a los que juegan no tienen ningún valor. Al final se da cuenta que no es así y disfruta compartiendo experiencias y jugando con sus abuelos y hermanos.
Vuelvo a insistir en el tema de la
IMAGINACIÓN. Porqué no es necesario disponer de un parque de atracciones en casa para que nuestros hijos se sientan como si estuvieran en uno de estos. No es necesario gastar más de lo necesario para que nuestros hijos lo pasen bien. Seguro que todos tenemos en casa miles de cosas que no usamos y que a nuestros hijos les llaman mucho la atención (una radio vieja, un libro antiguo, una cámara polaroid, ropa antigua de otras épocas, etc.). Si les dedicamos tiempo a nuestros hijos podemos pasarlo muy bien recordando nuestros tiempos de juventud y de paso fomentar otros valores.
Para acabar con mi exposición de este genial anuncio, me gustaría incidir en lo extraño que parece este anuncio viendo el nivel de los anuncios que hay hoy en día. Comparando este con, por ejemplo, el de KH7 nuevo, me hago una pregunta: "¿por qué no hay más anuncios como el de Casa Tarradellas?". Echo de menos más anuncios así, pero también más programas dónde se fomenten valores para nuestros hijos, más series dónde nuestros hijos puedan tener un espejo dónde mirarse que les aporte cosas buenas, famosos estudiando y hablando de sus estudios en vez de hablar con quién se han acostado. En este sentido, me gustó mucho una iniciativa de el programa "el Intermedio" de la Sexta que se llamaba "Proyecto Pygmallion" en el que Thais Villas acompañaba a un adolescente a actos culturales (ópera, cine, teatro,...) e intentaba que el chico reflexionara sobre la experiencia y pudiera sacar sus conclusiones, intentando que viera la parte positiva. Yo que soy muy iluso me imaginé un proyecto Pygmallion en el que algunos famosos llevaran a jóvenes a estos sitios. Incluso podrían hacer un reallity de esos que tanto gustan a la audiencia y si supieran escoger bien a los famosos podría tener mucha incidencia en nuestros jóvenes. Pero claro, es mucho mejor "mujeres y hombres y viceversa", que sólo con el título ya ves que no han estudiado en el colegio el tema de las redundancias. Este programa que deberían subtitularlo porqué he visto algún trozo y hay veces que no entiendo lo que están diciendo. Ya véis que el tema de las televisiones me sigue irritando mucho, pero me quedo con este pequeño rayo de luz de esperanza que ha abierto en mi corazón el estupendo anuncio de Casa Tarradellas. No me queda otra que darles mi más sincera enhorabuena.

6 comentarios:

MercèMuletDex dijo...

Toda la razón. Para hacer el mundo grande, bastan pequeñas cosas...

AMPARO dijo...

Para alcanzar el éxito de la educación se deben educar las actitudes y como punto de partida la actitud del educador es fundamental,debe de creer en los valores y actitudes que quiere formar en los niños,los adolescentes y los jovenes ya que ellos deben descubrir en nosotros esos mismos valores.Gandi decia que debemos esforzarnos humildemente en amarlos.Si lo hacemos de está manera pronto veremos los frutos de nuestro esfuerzo y sentiremos la satisfacción de ejercer una labor educadora que ayuda a crecer a los niños y adolescentes que confián en nosotros.El video del anuncio lo expone bien claro,me ha gustado mucho.Debemos de recuperar los juegos tradicionales los juegos al aire libre,ellos necesitan espacios donde poder desarrollar todo el potencial de su imaginación,sin dejar atrás las nuevas técnologias.Un saludo.

Marisa Moya dijo...

Precioso el vídeo y necesario tu artículo Oliver. El vídeo tiene el olor de la infancia, es una amalgama de sensaciones que sólo el que las ha experimentado sabe que se quedan impresas para toda la vida. Y también nostálgico porque como dices no es fácil en el entorno familiar actual tener las oportunidades de estas vivencias. Estoy contigo en que hay que ser capaz de parar, buscar tiempos y espacios, para vivir la experiencia de lo cotidiano junto a los seres queridos. Eso fortalece y une. No hace mucho sentí también, como tú, la necesidad de reivindicar que en "lo de siempre" hay mucho válido, sólo hay que ponerse las gafas de la ilusión. Un abrazo muy grande, gracias por permitirnos volver unos instantes al mundo feliz de la infancia.

Núria Costa dijo...

Oliver en primer lugar felicidades por la entrada! Es cierto q es un anuncio bonito que transmite valores como el esfuerzo, la família, el goce por la naturaleza y lo más importante el saber disfrutar de las pequeñas cosas que se vuelven las grandes cosas!! En ese sentodo me parece una publicidad bien enfocada y sí consigue transmitir!! Estoy deacuerdo en que en un momento en el que parece que solo se vende un llamamiento a la individualidad, se produzca un anuncio como tal para hacer reclamo a lo q muchos olvidan a la hora de transmitir a lis más jovenes; ilusión por las cosas sencillas y esfuerzo!! Necesitamos empaparnos de esos mensajes para así poder transmitirlos de verdad. Hay que hacer un llamamiento a los padres para q dejen de estar tan ocupados en en intentar educar... Es más fácil; simplemente hay que educar!! Como adultos y por más q las nuevas tecnologías así nos guíen, debemos prestar más atención a las cosas básicas de la vida. Y para ello no se necesita un ordenador, ni una "play" ni un.. "mira la TV q tengo trabajo" volvamos a ser niños por una vez, recordando los juegos, los paseos y no será tan difícil inculcar valores básicos en la edicación( esfuerzo, respeto y cariño entre otros). En último lugar y como critica al anuncio sí me gustaría comentar un tema q hoy en día se da mucho debido a las circunstancias sobretodo laborales de muchos padres y es que a pesar de q las cosas esten díficiles para todos no olvidemos que la responsabilidad para con los hijos es de los padres y NO de los ABUELOS. Está bien fomentar todos esos valores y el cariño, aprendizaje y experiencia que pueden atribuir unos abuelos es indiscutible pero OJO! No caigamos en un error. La tarea de esa "imaginación" para que los niños aprendan de los valores básicos es de los padres. Nuriapsi

OLIVER dijo...

Gracias por todos vuestros comentarios. Veo que el anuncio ha calado en todos nosotros. Simplemente quería decirle a Nuria que cuando hablo de IMAGINACIÓN me refiero precisamente a eso, a la que debemos utilizar los padres y madres para con nuestros hijos. El anuncio muestra como los abuelos educan a su manera, pero mi comentario incide en que esa responsabilidad debemos tomarla los padres y madres. Y hacer de nuestros pequeños hogares, grandes masías y casas de campo, incluso espectaculares parques de atracciones. Con la imaginación y sobre todo dedicación a nuestros hijos (si no disponemos de mucho tiempo para ellos, por lo menos que ese tiempo sea de calidad).
De nuevo gracias por vuestros comentarios.
Saludos, sigamos luchando con las armas de una buena educación.
Óliver.

SuKa dijo...

Estoy de acuerdo con que los padres le dediquen tiempo a los hijos pero no hay que olvidar que es un anuncio y lo que pretende es vender. El anuncio es bueno, mueve nuestras emociones y recuerdos. Estos anuncios siempre funcionan, como los de coca cola.

El target son los padres, no los hijos. Cuando yo era niña tenia una casa de campo parecida donde pasaba los veranos, me encantaba. Pero cuando cumplí 13 ya no tanto. Solo quería conocer chicos y salir de fiesta. Ahora se conoce gente por internet, es la nueva forma de ligar y mas fácil para los adolescentes, así que si le quitas los amigos e internet a un adolescente le matas...

Hay que acercarse a los niños dependiendo de su estado mental y no privarles de cosas que para ellos sean importantes. Y tendría que ser por igual, que ellos nos entiendan a nosotros y nosotros a ellos.